martes, 30 de junio de 2009

El sueño de Irupé

Érase una vez, una doncella bellísima que se enamoró de la luna. La hermosa mujercita languidecía con su amor sin esperanzas, mirando al astro de la noche, la luna, esparcir su pálida luz desde la altura .

Un día, llevada por la fuerza de su pasión, se determinó a buscar a su celestial amante. Subió a los árboles más altos e inútilmente tendía los brazos en busca de lo inalcanzable. A costa de grandes fatigas trepó a la montaña, y allí, en la cima estremecida por los vientos esperó el paso de la luna pero también fue en vano.

Volvió al valle suspirosa y doliente, y caminó, caminó para ver si llegando a la línea del horizonte la podía alcanzar. Y sus pies sangraban sobre los ásperos caminos en la búsqueda de lo imposible.

Sin embargo, una noche, al mirar en el fondo de un lago se vio reflejada en la profundidad y tan cerca de ella que creía poder tocarla con las manos. Sin pensar un momento se arrojó a las aguas y fue a la hondura para poder tenerla. Las aguas se cerraron sobre ella y allí quedó la infeliz para siempre con su sueño irrealizado.

Entonces Tupá, compadecido, la transformó en irupé, cuyas hojas tienen la forma del disco lunar y que mira hacia lo alto en procura de su amado ideal.




Este texto, no es de mi autoría, lo encontré en la red y me fascinó, por eso quiero compartirlo con mis amistades queridas.

10 comentarios:

caminante dijo...

ES una leyenda muy bonita.
Gracias por compartirla

zafiro dijo...

es un hermoso relato gracias por subirlo.
también agradezco el premio que me dejaste,un beso amiga.

Caco dijo...

Si no me equivico es una leyenda amerindia! es muy linda! de verdad que es una historia que llega a las fibras!

Mª JOSE. dijo...

MARAVILLOSA LEYENDA..ME ENCANTA TODO LO MAGICO ...Y ESTE EN ESPECIAL ME HA EMOCIONADO...¡¡BELLISIMO!!
BESOS,CIELO.MJ

Carla dijo...

Que bello este texto que encontraste en la red. Que bueno que lo publicaste porque yo no lo habia leido. Besos!

Fiamma dijo...

Preciosa historia de amor!
Felicidades

Besitos

DIAVOLO dijo...

Tal vez fuese un amor imposible... pero ella luchó por alcanzarlo. Besos.

Eterna aprendiz dijo...

No me extraña que te fascine, a mí también, gracias por mostrarlo.
Un beso

Antoñi dijo...

La conocía, pero en mi memoria muy lejana, la he ido substrayendo conforme te leía… De quienes no lo sé, sé que es muy antigua, es una de las historias que mi madre me contaba de niña, he vuelto atrás en mis recuerdos con mi madre, eso es un regalo enorme para mí… Gracias…. Besos, Antoñi

Seda dijo...

esta leyenda pertenece a la narrativa oral de nuestra América y la cultura de sus indígenas, de lso cuales cada uno de los americanos algo aún tenemos.
gracias por compartirla.
un beso.